menu
ACTUALIDAD
  jueves | 14-11-2019 | 07:41 | Tiempo de lectura 02:32 (508 palabras)
Subieron los combustibles y llegó el fin para el barril de crudo congelado

Desde este jueves 14 de noviembre, los combustibles aumentaron un 5% en Argentina, luego que terminara el congelamiento realizado por Mauricio Macri en agosto. La fecha también coincide con el cese del congelamiento del barril de petróleo que prácticamente detuvo la producción de hidrocarburos no convencionales en Vaca Muerta.



Ahora se inicia otra instancia donde petroleras y refinadoras darán lugar al nuevo precio del crudo que se produce en Argentina, dato clave para destrabar inversiones y continuar el desarrollo no convencional en Neuquén.

En este sentido, la petrolera estatal YPF tendrá un rol central en la formación de precios, ya que produce el 60% de los combustibles. El incremento que fijó para sus productos será un parámetro para el resto de las refinadoras y para el crudo que se comercia a nivel local.

Cabe recordar que el crudo Brent interno congelado provocó un freno en las inversiones de la Cuenca Neuquina y un alejamiento de los precios de los surtidores. El decreto de necesidad y urgencia 566 del gobierno de Mauricio Macri estableció un techo para el petróleo tipo Brent (u$s 59) y una cotización del dólar debajo del oficial ($45,19). La fórmula buscó frenar una suba de combustibles y una escalada de precios en la canasta básica.

Nación, según precisa la nota de Fernando Castro en LM Neuquén, presionada por las petroleras y las provincias productoras, flexibilizó luego ese marco hasta alcanzar la actual cotización de $50 por cada dólar para el sector petrolero, aunque con el mismo precio para el barril. Desde hoy ese contexto no regirá más. Por lo que el precio de comercialización del barril será el pactado entre las petroleras y las refinadoras.

Las fuentes consultadas en los dos últimos días sostienen que el crudo podría llegar a comercializarse en la brecha de 54 y 56 dólares. En principio se prevén subas de entre el 5% y el 9% en una primera escala, con posibles nuevos incrementos el mes que viene en la etapa previa de la asunción del gobierno de Alberto Fernández.

El rol de la petrolera controlada por el Estado nacional será central en la conformación de precios en lo que viene y el precio del barril de crudo definirá la producción y el ritmo de inversiones. Como dato, desde el congelamiento, las etapas de fractura en los pozos horizontales de las áreas en producción de crudo bajaron un 50%. Y de acuerdo al día que se tome, hubo en los dos últimos meses entre 9 y 15 equipos perforadores menos en actividad.

Con todo, la principal preocupación a la hora de las inversiones se vincula al futuro. El Brent congelado clave para frenar la producción. Ahora la incertidumbre pasa por saber cómo hará el gobierno de Fernández, cuyos referentes para el sector energético proponen un marco jurídico para atraer inversiones, pero sin dejar en claro cómo harán para destrabar las restricciones al manejo de divisas, aspecto central para mover la aguja de capitales para Vaca Muerta.
(20191114074101) | Tiempo de lectura 02:32 (508 palabras)

Pulse aquí para ir a la noticia anterior.   

 
Editorial Patagonia Activa ® 2003-2019

Todos los derechos reservados, prohibida la reproducción
total o parcial sin la correspondiente autorización.

Creación del sitio 01/03/2014

Tiempo: 0.0319 segundos. (9k)