menu
ACTUALIDAD
  viernes | 08-02-2019 | 09:40 | Tiempo de lectura 03:50 (767 palabras)
Cámara de Comercio de Neuquén pidió que se respete la estabilidad jurídica, la previsibilidad y el flujo de inversiones

Desde la entidad solicitaron reducir los costos para hacer sustentable el proyecto de Vaca Muerta a largo plazo y pidieron un esfuerzo conjunto del Estado y el sector privado.



Mediante un comunicado de prensa titulado “La veleta y los vientos”, la Asociación de Comercio, Industria, Producción y Afines de Neuquén (Acipan) se refirió al cambio en las reglas de la resolución 46 de la Secretaría de Energía para el desarrollo de actividades hidrocarburíferas no convencionales.

“La situación energética argentina está superando el grave estado por el que transitó. El déficit de la producción en relación a la demanda genera serios problemas en la balanza de pagos, la comercial y las reservas del Banco Central. Hay responsables y responsabilidades, pero no podemos desconocer la histórica influencia de la jurisdicción nacional en el tema y los esfuerzos provinciales para el desarrollo de ese recurso y del cambio de matriz productiva. Tampoco ignoramos los problemas que producen las readecuaciones tarifarias, lo que en las condiciones económicas actuales nos resta competitividad”, indicaron.

“En este contexto la estabilidad jurídica, la previsibilidad y el flujo previsto de inversiones deben ser respetados. No podemos alterar lo que se ha comprometido, la variación de los niveles de actividad de una manera brusca e intempestiva no tienen cabida en un país que pretende recuperar la confianza que hemos perdido por incumplimientos históricos y reiterados”, alertaron.

“Los recursos para resolver el problema están y ello ocurre en nuestra Provincia, fundamentalmente en Vaca Muerta y en yacimientos no convencionales , los que son factores esenciales del desarrollo nacional. En este contexto han surgido “tensiones” entre los tres niveles políticos del Estado: Nación, provincias y Municipios. Pero además también existen problemas en nuestra Provincia por el desequilibrio que genera la actividad hidrocarburífera con el resto de la actividad económica provincial, que deben ser resueltos por aquellos que se han beneficiado siempre por la explotación de nuestros recursos. La Nación tiene que aportar lo necesario para resolver el problema de las rutas, la infraestructura social y educativa, los desequilibrios macroeconómicos y la pérdida de productividad de las otras actividades”, se argumentó.

“Como organización empresaria de Neuquén, profundamente defensoras del carácter federal de nuestra Constitución, sin desconocer nuestra pertenencia a la Nación, demandamos que, con un estricto sentido de justicia, la economía del sector hidrocarburífero tiene que priorizar el desarrollo de la cadena de valor en nuestro territorio, mejorar la trama empresaria local e incrementar la inversión y el empleo locales”, resaltaron.

“Sabemos que es un problema complejo y con muchos intereses en juego. Se deben reducir los costos para hacer sustentable el proyecto a largo plazo, pero ello debe ocurrir mediante un esfuerzo conjunto del Estado y el sector privado”, solicitaron.

“Es fundamental que la Nación y todas las empresas que participan en este extraordinario proyecto apuesten al crecimiento de la actividad económica de Neuquén con carácter de permanente, lo cual implica el desarrollo de empresas, la radicación de nuevos emprendimientos, las contrataciones locales, mejora del financiamiento y la capacitación en Neuquen de recursos humanos locales”, indicaron.

“Debemos generar una infraestructura industrial, comercial y de servicios que tenga relación con el producto que surge de nuestra tierra. Debemos dotarla de de los elementos de flexibilidad necesarios a la evolución de la tecnología, del mercado, de los precios y de la situación geopolítica. Y recién en ese momento habremos logrado el tan mentado cambio de la matriz productiva. No nos motiva una provincia “rentística”. Tampoco queremos que se ignore a nuestra potencialidad empresaria y que el centralismo histórico nos lleve a un camino que desemboque en un páramo desierto o a disfrutar de “los agujeros del queso”. Ya hemos demostrado con creces nuestra generosidad y el aporte concreto realizado durante muchos años”, afirmaron desde la Cámara.

“Se debe tener claro que el desarrollo económico de Neuquén, con un adecuado equilibrio de los distintos sectores es fundamental para la sustentabilidad en el tiempo y no hay solución posible que no tenga en cuenta tal aspecto. En distintas épocas, han sido diversas las actividades que han aportado su esfuerzo frente al tradicional problema de las recurrentes crisis argentinas. Así lo fueron las grandes obras hidroenérgeticas, el comercio, los servicios, Loma de la Lata, y ahora Vaca Muerta. Si no lo tenemos claro, es probable que se generen desigualdades severas”, advirtieron.

“ACIPAN ha sido claro y ha expuesto su posición en los años 2011,2013, 2014,2015 y ahora la reiteramos. No tenemos el comportamiento de la veleta con los vientos”, cierra el comunicado de prensa.
(20190208094001) | Tiempo de lectura 03:50 (767 palabras)

Pulse aquí para ir a la noticia anterior.   

 
Editorial Patagonia Activa ® 2003-2019

Todos los derechos reservados, prohibida la reproducción
total o parcial sin la correspondiente autorización.

Creación del sitio 01/03/2014

Tiempo: 0.0331 segundos. (9k)